La Prosperidad no está en la abundancia de bienes

Jesús dijo, “Mirad, guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee.” (Lucas 12:15)

“No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan “.(Mateo 6:19)

_____________________________________________________
Ante esta respuesta, hay la pregunta: Qué es la prosperidad? Muchos piensan que la prosperidad es acumular riquezas y más riquezas. La Bíblia dice, eso es Vanidad. Jesús relata del rico insensato. Lucas 12:16-20. También Cristo nos advierte: “No podéis servir a Dios y a las riquezas.” Mateo 6:24. Y Pablo advierte. El amor al dinero conduce a toda clase de maldad (1 Timoteo 6:10). Sin embargo, la prosperidad del evangelio de Cristo, no consiste en acumular riquezas y más riquezas. La prosperidad del evangelio de Cristo, es la felicidad que se siente al compartir lo poco que tengo con el necesitado; es la felicidad que se siente, al dar con amor al que está necesitado; es la felicidad que se siente, en ayudar con compasión al que está desamparado. Servir con amor a las almas (gratuítamente) conduce agrandar el reino de Dios. La recompensa de la Prosperidad que Dios me bendijo en este mundo será grande: “Bien, buen siervo y fiel; sobre poco has sido fiel, sobre mucho te pondré; entra en los brazos de tu Señor. Mateo 24:23
Qué piensa de la falsa prosperidad?. Conoce algunos ejemplos de personas que están ensañando esta falsa prosperidad en su iglesia? Si Usted está viviendo una vida Abundante en Cristo, y es feliz de compartir, dar y ayudar al que está necesitado. Me gustaría que usted se añada al grupo de la enseñanza del evangelio de la prosperidad de Cristo
Si deseas añadir algo a esta promesa o tal vez quieres compartir alguna de tus experiencias que has tenido con la bendición de la Prosperidad de Cristo. Has un click en los comentarios y escribe para ser de bendición.

¡Compartir

Posted in Temas and tagged .

2 Comments

  1. Gracias a Dios que aun hay personas que no disfrazan el evangelio sino que van con la verdad
    Dios bendiga quien hizo esta reflexion y se podria añadir muchas cosas mas pero la esencia esta en estos versiculos que estan escrito
    Sabiamente esta reflexionado estos versiculos
    Muchas personas reconocidas en la predicacion han estado callendo por el dinero por la avaricia, debemos de tener mucho cuidado de no caer en semejante error y estar firmes en Cristo
    Nuestro Señor Jesucristo nos dejo el ejemplo en su vida pues el siendo rico se hizo pobre
    Sabemos a trabes de la biblia que la felicidad, el amor, la paz no se encuentra en las riquezas terrenales ni en materiales, la verdadera felicidad esta en el mismo Señor Jesucristo porqque en el estamos completo
    una vez dijo Jesus
    Y alzando los ojos hacia sus discípulos, decía: Bienaventurados vosotros los pobres, porque vuestro es el reino de Dios.

    en otro pasaje encontramos que dice

    Hermanos míos amados, oíd: ¿No ha elegido Dios a los pobres de este mundo, para que sean ricos en fe y herederos del reino que ha prometido a los que le aman?

    otra vez dijo Jesus

    Entonces Jesús, mirando alrededor, dijo a sus discípulos: ¡Cuán difícilmente entrarán en el reino de Dios los que tienen riquezas!

    Nuestro pensamiento debe de ser de buscar de Dios primeramente y el Señor añadira para nuestras nesecidades

    Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?

  2. La prosperidad si se refiere a riqueza material se va mucho mas rapido pués puedes pasarte todo tu vida guardando con mucho empeño todo el dinero del mundo. y quizá te
    parezca poco por que la avaricia hace
    creer al individuo que nada es suficiente. en todos nuestros planes de vida donde esta involucrados nuestros hijos debemos pedir la ayuda de Dios para que sean jovenes correctos morales honestos y responsables. el trabajo viene desde que nacen enseñandoles
    valores verdaderos guiando con amor y rectitud sus caminos, mostrandoles con nuestra vida el ejemplo de trabajo, responsabilidad, cuidando y velando que sus actos sean siempre agradable ante los ojos de Dios, compartiré con ustedes un testimonio de una sierva de Dios muy trabajadora y dedicada a alas cosas de Dios como decía era muy activa y lideraba a las mujeres de su comunidad y por su trabajo fué adquiriendo mas cargos y responsabilidades en la iglesia que aveces le requerian que viajara ella solucionaba la vida de muchos hermanos ayudaba a hogares que estaban débiles y resquebrajados con hijos rebeldes o en vicios,si hermanos decía yo estoy haciendo lo que que Dios me ha mandado hacer, cada día dedicaba menos tiempo en su casa, por que era una orden de Dios que ella viviera para todos, dedicada a labor cristiana, y dijo no me daba cuenta hermanos que mi hogar estaba abandonado por mi culpa. mis hijos sin madre que viera de cerca sus necesidades,y de pronto mi esposo tambien reprochó mi ausencia en casa entonces hermanos viendo mi hogar a punto de romperse clamé a Dios y le pregunté por que no cuidaba mi hogar mientras yo trabajaba en su obra ayudame padre mio y Dios le enseñó que el trabajo comienza en casa como quieres liderar a mi iglesia si tu vida, tu casa tus hijos estan si tí, lidera y gobierna tu casa y luego sigue haciendo lo que hacias
    con los demás. Muchos hijos de lideres, hermanos tienen problemas.
    chicas que se embarazan antes del matrimonio o jovenes con problemas de drogas. con esto concluyo que la prosperidad de bienes no tiene valor si a cambio se tiene
    PROSPERIDAD MORAL
    PROSPERIDAD DE RECTITUD.
    HUMILDAD PARA RECONOCER NUESTRAS FALTAS COMO EL TESTIMONIO DE ESTA
    HERMANA, QUE DIOS LA BENDIGA POR ELLO.
    PIENSO QUE LA VERDADERA PROSPERIDAD SE ALCANZA CUANDO PEDIMOS QUE DIOS NOS AYUDE.

    Como dice salmos 39:6
    Ciertamente como una sombra es el hombre;
    Ciertamente en vano se afana;
    Amontona riquezas, y no sabe quién las recogerá.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *